Con desempleo e inflación comienzan los mexicanos el 2022.